Mes: junio 2014

Poema para mi hija

Tibio sábado de otoño verdes ramas delicadas se mecen te vislumbro en la brisa amada hija, tu pose de reina tu fragancia de rosas engalanan sonrisas. Las calles serpentean efluvios de alegría y en tu mano anida la luz del mediodía. Azúcar en los labios, albahaca en tu pecho, amada hija mía, Bendita noche y día.        

A %d blogueros les gusta esto: